WingBoard inicia con éxito sus pruebas en el túnel de viento

Agosto 22 de 2016

La compañía norteamericana Wyp Aviation se encuentra en este momento en la fase 3 de su proyecto WingBoard que busca convertirse muy pronto en un nuevo deporte extremo que utiliza una tabla de wakeboard, que en lugar de cortar el agua detrás de una lancha, se está desarrollando para volar a través de las nubes detrás de una avioneta. En esta tercera fase el prototipo inicio con éxito sus pruebas en el túnel de viento, las cuales son previas a su primer vuelo de prueba.

El WingBoard funciona de la misma manera que lo hace un planeador. El tren de aterrizaje permite un despegue seguro y suave por detrás del plano de remolque; y para aterrizar se puede hacer por paracaídas, o para los más aventureros, se puede aterrizar sin dejar de ser remolcado por el avión. Además para que no se dañe la tabla cuenta en su parte inferior con un par de ruedas que permiten su corretaje.

El sistema está diseñado para ser aerodinámicamente estable, reduciendo la carga de trabajo del piloto, se controla en una combinación de la posición del cuerpo y el control manual. El piloto se inclina hacia adelante y hacia atrás para estabilizarse, mientras que los alerones proporcionan una estabilidad adicional. Por su parte la seguridad fue el objetivo principal desde el principio; el diseño incorpora numerosos sistemas integrados de seguridad, como los sistemas automatizados de liberación, los cabos de remolque y un sistema de paracaídas capaz de abrir a baja altitud para garantizar la seguridad del piloto en caso de que algo vaya mal.

El WingBoard lleva la emoción de los deportes de aventura a otra dimensión, combinando la emoción de un vuelo prolongado con la ventaja de poder ser  controlado por el piloto. Este nuevo deporte es el siguiente paso después del parapente, el paracaidismo, o el vuelo con un traje de alas; sea cual sea la aventura, los entusiastas del aire disfrutaran demasiado esta nueva tabla aérea.

Más información: WingBoard por Wyp Aviation

Así se ve…